Nuestra página utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario y le recomendamos aceptar su uso para aprovechar plenamente la navegación

Un equipo de 200 sacerdotes comenta el Evangelio del día

Última newsletter: Inauguramos la edición en chino
Ver otros días:

Día litúrgico: Sábado VI de Pascua

Texto del Evangelio (Jn 16, 23-28): «En verdad, en verdad os digo: lo que pidáis al Padre os lo dará en mi nombre. Hasta ahora nada le habéis pedido en mi nombre. Pedid y recibiréis». En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «En verdad, en verdad os digo: lo que pidáis al Padre os lo dará en mi nombre. Hasta ahora nada le habéis pedido en mi nombre. Pedid y recibiréis, para que vuestro gozo sea colmado. Os he dicho todo esto en parábolas. Se acerca la hora en que ya no os hablaré en parábolas, sino que con toda claridad os hablaré acerca del Padre. Aquel día pediréis en mi nombre y no os digo que yo rogaré al Padre por vosotros, pues el Padre mismo os quiere, porque me queréis a mí y creéis que salí de Dios. Salí del Padre y he venido al mundo. Ahora dejo otra vez el mundo y voy al Padre».

Ilustración: Pau Morales

Hoy ya no nos parece extraño tener a Dios como nuestro Padre del cielo. Pero hace 2.000 años esto fue un descubrimiento: Jesús reveló el misterio del Dios Trinitario. ¡Misterio grande!: Dios es único (sólo hay un Dios), pero no es un “Ser solitario”. Con razón Jesús decía: «Salí del Padre y voy al Padre».

—Pon audacia a tu fe: dirígete a Dios-Padre a través de su Hijo. ¡Jesucristo es nuestro mejor aliado!